fb-pixel

Compartir

#Cine

15 películas indispensables para apreciar el cine mexicano

películas indispensables del cine mexicano

Estas son 15 películas indispensables para apreciar el cine mexicano: su evolución, temáticas principales y protagonistas.

El siguiente texto no es un ranking de las mejores películas del cine mexicano, ni pretende ser una lista de referencia definitiva. Su objetivo es darle a la audiencia una guía para adentrarse en el cine nacional y percatarse de la amplitud de estilos y temas que la cinematografía nacional ha manejado a lo largo de su historia. El 15 de agosto se celebra el Día Nacional del Cine Mexicano, una oportunidad inmejorable para repasar igual cantidad de películas que todo cinéfilo podrá gozar para repasar una cinematografía que se caracteriza por plasmar los sueños, los miedos y la esencia de un país tan extraño como fascinante. Estas son 15 películas indispensables para apreciar el cine mexicano.

Nosotros los pobres (1948)

La clásica historia del humilde carpintero Pepe “El Toro”, quien tiene que pelear contra la injusticia de ser acusado por un crimen que no cometió es uno de los grandes clásicos de nuestro cine. Esta cinta fue una de las que llevaron a Pedro Infante a convertirse en ídolo de las multitudes.

Los olvidados (1950)

Para muchos, esta cinta no solo es esencial dentro del cine mexicano, sino que se trata de una de las mejores películas de la historia. Luis Buñuel retrata la vida real de aquellos condenados a ganarse la vida en las calles y los peligros que ello tiene.

Tizoc (1957)

La trágica historia de amor entre un indio y una mujer blanca marcó un antes y un después en nuestro cine. Pedro Infante y María Félix hicieron una de las mejores duplas que se hayan visto en el cine mexicano en esta historia de amplio reconocimiento internacional.

El ángel exterminador (1960)

La vanguardia en el cine nacional tuvo uno de sus primeros ejemplos en esta cinta de Luis Buñuel, quien hizo un retrato mordaz y ácido de la clase alta con todos sus excesos, prejuicios y valores. Esta película es obligatoria en la vida de todo amante del cine.

Macario (1960)

Cinta basada en el cuento homónimo de Bruno Traven, la cual relata la historia de Macario, un humilde campesino que tendrá un encuentro con Dios, el Diablo y la Muerte, quizás los tres mejores representantes del alma y la psique humana.

El libro de piedra (1969)

México también ha hecho buen cine de terror y el mejor ejemplo es esta cinta de Carlos Enrique Taboada sobre una misteriosa estatua que al parecer cobra vida en las npches. La siniestra atmósfera de esta película no tiene comparación. Aterradora en todos los sentidos.

El topo (1970)

¿Un western surrealista? ¿Una pesadilla en el desierto? El topo es un descenso a la profundidad de nuestra psique mediante referencias al cristianismo y la filosofía oriental. Solo viéndola serás capaz de concebir a qué nos referimos con señalarla como una cinta desconcertante.

El castillo de la pureza (1973)

Basada en una historia real, esta cinta perturbadora nos cuenta la historia de un padre de familia que mantiene cautiva a su familia en su casa. Nadie puede salir, nadie puede entablar conversación con el mundo exterior. ¿Cuáles son las fatales consecuencias de este encierro?

Rapiña (1975)

Dos leñadores indígenas descubren los restos de un avión que se ha estrellado en lo alto de la sierra. Llevados por el momento, deciden robar las pertenencias de todos los ocupantes muertos. Pero la misma idea la tienen dos carboneros de la zona. Pronto, los cuatro sujetos se enfrentarán en un oscuro acto de codicia.

Canoa (1976)

Esta historia retoma un hecho real ocurrido en un pueblo en el que sus habitantes lincharon sin piedad a un grupo de estudiantes llegados de la ciudad. Los prejuicios y el rechazo son el combustible para una trágica carnicería.

El lugar sin límites (1978)

En el prostíbulo de un pequeño pueblo sobreviven la Manuela, un travesti, y su hija, la Japonesita. Al mismo tiempo, Don Alejo, el anciano cacique del lugar, quiere comprar el prostíbulo para venderlo a un consorcio junto con el resto del pueblo. Sin embargo, el regreso de Pancho, un joven camionero ahijado de don Alejo, desata las tensiones entre los personajes.

Rojo amanecer (1989)

Esta historia se ambienta en un hecho doloroso en la historia de México: la Masacre estudiantil de Tlatelolco en 1968. Cruda, veraz, valiente, esta cinta es una denuncia contra un gobierno represivo que manchó de sangre el pasado del país.

El callejón de los milagros (1994)

En pleno centro de la ciudad de México, se entrecruzan las vidas e historias de varios personajes que cargan con sus propios demonios. Don Ru, dueño de la cantina del barrio, descubre nuevos y extraños sentimientos en su vida. El joven peluquero Abel y el anticuario don Fidel están enamorados de Alma, hija de doña Cata, una echadora de cartas. Por su parte, Susanita busca el amor en Chava y en Güicho, el cínico empleado de la cantina.

Amores perros (2000)

Un accidente automovilístico afecta la vida de tres personas muy diferentes entre sí: Octavio, un adolescente que está enamorado de la esposa de su hermano; Valeria, una hermosa modelo, que es víctima del fatal accidente, y un vagabundo que carga con un pasado doloroso para él.

Las elegidas (2015)

Sofía tiene catorce años y está enamorada de Ulises. Pero es debido a eso, y a pesar de su enamorado, que es víctima de una red de prostitución. Para sacarla de allí, Ulises tendrá que reemplazarla por otra chica. Una cinta cruda que retrata una triste realidad de México.

También puedes leer:

Las 8 grandes películas que se vienen en lo que resta de 2023 y debes ver si te consideras amante del cine

Las 8 peores películas de la historia, según Rotten Tomatoes

7 películas de culto que puedes encontrar en Amazon Prime Video

8 películas en Netflix que te harán llorar y reír

Alfonso Cuarón y Guillermo del Toro en la lista de las mejores 100 películas de los últimos 100 años, según TIME

POR RODRIGO AYALA

Editor especializado en cultura pop, cine, historia, literatura y música. Amo el terror, la música rock, los conciertos y el running. Escribí los libros “Siempre al anochecer y otros cuentos de lo extraño” y “Potwór” para exorcizar mis demonios. Mi frase favorita: “It can't rain all the time”.

rodrigo.ayala@editorialtelevisa.com.mx
0
    Carrito de compra
    Tu carrito esta vacioRegresar